Decoración de apartamentos con estilo minimalista

En la actualidad son cada vez más las personas que optan por vivir en apartamentos, fundamentalmente por su comodidad y seguridad. En este sentido, es un hecho que el aumento en la demanda hace que los mismos sean cada vez más pequeños respecto a su tamaño, siendo fundamental el hecho de que la cuestión de la espacialidad  no tiene que interferir en la decoración del mismo. Partiendo de esta base, te proponemos decorar tu apartamento con un estilo minimalista, pudiendo conseguir gracias al mismo una mayor sensación de espacialidad, recordando que este estilo se basa en la sencillez de las cosas utilizando los elementos indispensables.

La sala es siempre el lugar en común de todos los habitantes del departamento y el sitio para las reuniones. Al respecto, un buen consejo es el de evitar las alfombras, las cuales se encargarán de delimitar el espacio, teniendo en cuenta siempre que sin las mismas ganaremos una sensación de amplitud y unidad. Por otra parte, los muebles de la sala y del resto de las habitaciones deberán ser ligeros, simples y utilitarios, para que no recarguen la vista y al mismo tiempo cumplan una función útil. Es importante prestar atención en no poner un mueble solo porque el mismo sea bello, sino que cada uno debe cumplir a la perfección con la función requerida.

En cuanto al color, los tonos claros son los más adecuados para este estilo ya que generan mayor sensación de espacialidad y luminosidad, ofreciendo una mayor amplitud visual. Más allá de que se puede optar por poner algún color fuerte en sectores puntuales, es clave que el predominio lo tenga el color claro, siendo esta una regla que corre para todo el apartamento. La iluminación artificial es un factor a tener en cuenta, recordando que en el mercado hoy en día podremos encontrar infinitos modelos de lámparas que irán perfectamente con este estilo. Se debe recordar que el estilo minimalista se basa en la simpleza y la funcionalidad, por lo que a la hora de seleccionar el mobiliario tendremos que optar tanto por la estética, como por la utilidad del mismo.